Aceptar ')
Salto a Contenido Salto a Navegación
Ministerio del Interior Dirección General de Tráfico
Seguridad Vial
Canal RSS

Un adelantamiento, dos actitudes

Subir a incio documento

Un adelantamiento, dos actitudes

Cargando el reproductor...

abril 2018

VAMOS A ADELANTAR. Dos turismos se acercan a un furgoneta que circula en el mismo sentido y, como marchan a más velocidad, se preparan para adelantarla. La señalización horizontal lo permite, aunque unos metros antes ya han debido de ver una flecha que les ‘conmina’ a regresar a su carril, avisándoles de que se acerca un tramo en el que está prohibida esta maniobra.

¡UY, NO QUE ESTÁ PROHIBIDO! Los dos turismos se desplazan al carril izquierdo para observar el tráfico en sentido contrario y ambos deben ver las flechas horizontales que indican la necesidad de volver a la derecha y la señal vertical que prohíbe adelantar. Y aquí comienzan las diferencias entre conductores…

DIFERENCIAS. El conductor del vehículo de color claro vuelve a la derecha, detrás de la furgoneta, renunciando a realizar una maniobra que si en ese preciso instante no está prohibida, sólo está unos metros más adelante. Y, claro, está prohibida por algo: más adelante habrá un cruce, un cambio de rasante, una curva o tramos sin visibilidad…

PONER EN RIESGO. El conductor del vehículo oscuro se empecina en terminar la maniobra y, claro está, la culmina invadiendo la zona prohibida y pisando la línea continua que avisa de tal prohibición. Y corriendo un riesgo innecesario –que afortunadamente termina sin susto ni accidente– para él y para otros usuarios.

● Multa de 200 euros
● Sin pérdida de puntos

Categoría/s

Compártelo

Búsqueda por temas